QUIEN SOY


Tengo 43 años, estoy casado y soy padre de tres hijas. A día de hoy, me gano la vida como funcionario del Estado; previamente fui Ingeniero Técnico de una empresa de ascensores y, anteriormente, ayudante electricista y carpintero de una empresa familiar. Nada de esto es en realidad relevante, pero sirve para que tomemos conciencia de que el contenido de este blog no está sujeto a formas, ni edades, ni nacionalidades, ni, por supuesto, condiciones socioeconómico-culturales, sólo está sujeto a la necesidad inherente al ser humano de conocer su corazón, así como de vivir en plenitud y sentirse realizado. 

El caso es que yo vivía totalmente ajeno al mundo de las plantas sagradas, ni siquiera conocía su existencia. Pero allá por el año 2002, cuando era responsable del departamento de calidad de una empresa de ascensores, sentí que mi vida estaba vacía y carente de sentido, que debía haber algo más en la vida… y me puse a buscar. En el camino me formé en Quiromasaje, en Reiki y en Psicología Transpersonal; hice lo propio en Terapia Regresiva, Theta Healing y alguna cosa más que ahora no logro recordar, cuando en 2007, en un viaje que realice a Perú, mi vida cambio por completo al encontrarme con la ayahuasca (posteriormente llegó el San Pedro, Un Curso De Milagros y, por último, el peyote). Éstas me han ayudado a liberarme de diferentes traumas que arrastraba del pasado y a que mi vida sea más plena y satisfactoria, y sobre todo, a ir comprendiendo cada día más quién soy en realidad y a que he venido a este mundo. También me ayudan a hacer más llevaderas las dificultades del camino, así como a desprenderme cada día con más facilidad de todo aquello que es innecesario en mi vida (culpa, resentimientos, tristeza, etc.). Así que, en realidad sólo soy una persona como tú, que trata de ser feliz y que, a pesar de su miedo, ha decidido caminar hacia su interior de la mano de estas herramientas. 

En la actualidad, he decidido, entre otras cosas, dedicarme a compartir la existencia de éstas herramientas y a transmitir mis aciertos y mis errores en su uso con todo aquel que esté interesado en su conocimiento, por lo que ésta página nace desde del profundo agradecimiento que siento hacia la Ayahuasca, el Peyote, el San Pedro y “el perdón” según Un Curso De Milagros. Y lo que en ella se publica, sólo es mi punto de vista basado en el nivel de comprensión que tengo en el momento que lo publico. Sólo son opiniones personales que en ningún momento pretenden ser dogmas de fe ni ser impuestas como verdad ante los demás. Reitero, pues, que los contenidos publicados en esta página sólo demuestran mi limitada comprensión de la inmensidad y grandeza que hay en estas cuatro herramientas. 


Sé que no es un camino fácil, ni es para todo el mundo, pero también te puedo decir que este camino, en ocasiones muy duro, traerá paz a tu corazón inevitablemente.

Fdo: Julio Martín Segura


4 comentarios:

  1. Hola amigo te entiendo perfectamente y me encanta...te invito a conocer la Ñua (yopo) de los abuelos Bolivar...otra herramienta que al igual que las otras plantas nos ayuda a conocernos y a perdonarnos...y si es duro reconocerse pero como tu bien lo escribes...finalmente traerá paz en nuestras vidas...Gracias por compartir tu experiencia...te invito a visitar http://yawarapoaltocarinagua.blogspot.com...Soy Mari... Namaste /\

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mari por participar. Estoy abierto a conocer otras medicinas y ojala algún día conozca el yopo. un abrazo

      Eliminar
  2. estupendo relato Julio. Me encanta. Gracias por ser como eres. Alberto Varela

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Alberto, mis mejores deseos para toda la familia. un abrazo

      Eliminar